Mujeres en la política: 17 países son gobernados por una presidenta/Jefa de Estado

|
image
FOTO: MOISÉS PABLO/CUARTOSCURO.COM

La Unión Parlamentaria junto a la Organización de las Naciones Unidas emitió un documento que mide la fuerza de las mujeres en la política actualmente. De acuerdo a los datos presentados, el porcentaje de mujeres que tienen una función alta en el estado como presidenta o vicepresidenta, es de 21.2%. Cabe resaltar que dicha información fue actualizada al 1º de enero de 2023.

De los 151 países que son gobernados por Presidentes/Jefes de Estado, sólo 17 tienen una mujer como presidenta, equivalente a 11.3%. Sin tomar en cuenta aquellos que tienen un régimen monárquico. Estos países son Barbados, Bosnia y Herzegovina, Eslovaquia, Etiopía, Georgia, Grecia, Hungría, India, Nepal, Perú, República de Moldova, República Unida de Tanzania, Singapur, Trinidad y Tobago.

Entre tanto, los países gobernados por un Jefe de Gobierno, es decir aquellos que tienen un sistema parlamentario y no presidencial, son 193. De estos, 19 tienen una mujer en dicho cargo: Bangladesh, Barbados, Bosnia y Herzegovina, Dinamarca, Estonia, Finlandia, Francia, Gabón, Islandia, Italia, Lituania, Nueva Zelanda, República de Moldova, Samoa, Serbia, Togo, Túnez.

Honduras y San Marino, son dos excepciones que entran dentro de ambas categorías.

Aunque México no aparece dentro de esta categoría, sí lo hace entre los países con mayor representación femenina en el congreso. Con 50% de diputadas y 50.4% de senadoras se coloca como el 5º de todo el mundo. Además, es el 26º país con más mujeres titulares de alguna Secretaria.

Fuente: ONU-Mujeres. Datos obtenidos de las Misiones Permanentes ante las Naciones Unidas, los sitios web oficiales de los Gobiernos o *información de dominio público

Por qué confiar en nosotros

Trabajamos para tener predicciones certeras e informativas. Para esto:

  • Utilizamos métodos estadísticos reconocidos, con herramientas profesionales y un flujo de trabajo reproducible.
  • Representamos honestamente la incertidumbre asociada a nuestras predicciones o resúmenes.
  • Tenemos supuestos razonables y claramente establecidos que pueden ser cuestionados, y nos esforzamos por validar y criticar nuestros resultados para que reflejen lo más fielmente posible el fenómeno que nos interesa analizar.
  • Estamos libres de sesgos políticos o motivacionales.

Adicionalmente, proveemos a los interesados resúmenes de nuestras metodologías en las siguientes ligas, con referencias académicas que fundamentan nuestros procesos de modelación